Saltar al contenido

¿Cómo puedo limpiar el registro de Windows 10?

Limpiar el registro del ordenador siempre es necesario si quieres mantener tu privacidad controlada, si demás personas usan el mismo ordenador y quieres tener un control del contenido que ven en el mismo, más si son menores de edad; o si simplemente quieres tener un equipo más optimizado en cuanto a velocidad y rendimiento.

El proceso para llevar a cabo esta tarea siempre ha sido sencillo y rápido, sin embargo, para las actualizaciones de Windows 10 puede haber herramientas que te hacen de ese proceso un trabajo fácil.

¿Cuándo es necesaria una limpieza del registro o historial en el ordenador? Si las razones por las cuales estás meditando la posibilidad de llevar una limpieza del registro no tienen que ver con privacidad o control, sino más bien por cuestiones de caché y memoria, es entonces que la limpieza debe llevarse a cabo en intervalos de tiempo frecuentes, es decir, que será necesario que tú adoptes una rutina bien sea semanal o mensual para dedicarte a borrar tu registro; asi optimizarás el rendimiento del ordenador o dispositivo y evitarás recalentamientos y posibles virus en el mismo.

Asimismo, puede suceder que hayas hecho una limpieza con anterioridad en donde el caché de las aplicaciones que eliminaste quedó dentro del ordenador generando así el uso de un espacio que bien puede ser aprovechado en otras herramientas. Si la última alternativa explicada es tu caso, nos vemos en la obligación de explicarte en tres pasos sencillos cómo puedes hacer para borrar ese molesto registro de tu equipo.

Comenzamos con una desinstalación convencional, eliminando archivos que sobran porque sí y eliminando cualquier rastro de un registro obsoleto dentro del sistema.

Antes de, debes saber que cuando una desinstalación no se lleva a cabo de la manera en la que debe hacerse, quedan rastros del programa o aplicación dentro del registro del sistema. Recuerda de igual manera que este proceso mal efectuado no sólo ocupa espacio dentro de tu registro, sino que también puede volver obsoletas otras aplicaciones al no permitir que las mismas ocupen el espacio que necesitan.

Si tienes algún tiempo usando Windows podrás llevar a cabo estos pasos en un dos por tres, pero, si necesitas una idea más clara y detallada de lo que debes hacer para limpiar el registro de Windows 10.

El primer paso es desinstalar el programa tradicionalmente

Si has sido usuario de Windows por años, no tendrás problemas para desinstalar una aplicación desde Windows 10 ya que es prácticamente el mismo proceso a que si lo haces en XP.

La primera manera de hacerlo se basa en la herramienta de costumbre, a través del panel de control. Dentro de Windows 10, debes hacer un par de cosas más para encontrar el panel de costumbre que en esta ocasión, tendrás que buscar dentro del menú izquierdo de la pantalla: Configuración, luego darás click en Sistema, para posteriormente entrar en Aplicaciones y Características, donde se desplegará un menú o listado en donde verás todas las aplicaciones instaladas en el equipo. Como último paso a seguir de esta primera forma de eliminar la aplicación es dar click derecho sobre la que deseas desinstalar.

Paso opcional: Limpia el registro borrando los datos obsoletos del Disco Duro

En este paso debes buscar todas las carpetas que estén demás, esas carpetas que son de sobra que se instalan dentro de tu ordenador como consecuencia de una mala instalación de algún programa; mismo que puede tener un gran contenido en caché.  

Para llevarlo a cabo con éxito, es necesario que busques la manera de eliminar las carpetas que están de más dentro de los archivos de programa o la carpeta AppData. A los archivos de programa puedes acceder desde  un explorador de archivos dirigiéndote a C:\Program Files. Y para la segunda y más sencilla opción, debes acceder a la barra de direcciones el explorador de archivos y escribir %appdata% donde el sistema te llevará de manera inmediata.

Desde Appdata debes entrar a Local y Roaming para ir eliminando lo que no debe estar allí, también asegúrate de eliminar cualquier carpeta que se relacione con el origen del problema.

Par una limpieza más óptima con la segunda de estas dos opciones puedes buscar y eliminar los archivos del programa (x86) alojados en C:\Program Files (x86), este último es el causante de muchos dolores de cabeza.

Al final, para tener una limpieza al 100% debes asegurarte de eliminar los archivos temporales, para ello, debes acceder a la carpeta C:/Windows/Temp. En esta carpeta se mostrará todo el registro inservible de las aplicaciones o programas que has usado hasta ese momento.

Tercer paso: ¿Cómo borrar los rastros del registro dentro de Windows?

El último paso consta de una limpieza final que se encargue de borrar todo lo que pudo haber quedado de los pasos anteriores; esos archivos que no viste, que están ocultos o que simplemente resultan difíciles de sacar al 100% del sistema.

Advertencia: dentro de este último paso estarás indagando a profundidad sobre las herramientas y programas de Windows, por ende, debes tener extremo cuidado de no borrar nada del sistema del que puedas arrepentirte más tarde. Una consecuencia grave de una mala limpieza del registro puede afectar los componentes del SO y dañar tu ordenador por completo.

Por si algo sale mal y quieres volver al estado anterior, debes una vez que estés dentro del editor de registro, ir a ArchivoExportar para poder exportar el estado actual de tu SO.

Una vez asegurado todo, accede a  HKEY_USERS/.DEFAULT/Software y haz una búsqueda pausada de cualquier carpeta que contenga un nombre similar y elimínalo. Es recomendable que no selecciones todo y lo borres de una vez para evitar borrar algo que no quieres, asimismo, debes tener cuidado con las carpetas que puedan determinar la instalación de otros programas o subprogramas como la suite de Adobe.

limpiar el registro

Otras alternativas para limpiar el registro de Windows

Si crees que estos tres pasos te quitarán mucho tiempo, o no son tan fáciles de llevar a cabo para ti; puedes optar por otras herramientas que se encargan de hacerlo todo por ti, es recomendable que acudas a esta opción si no tienes tanta idea de lo que debes o no borrar del sistema.

CCleaner por ejemplo, es una herramienta ideal para hacer este tipo de trabajos sin tocar carpetas delicadas que pueden determinar o no el futuro útil de tu pc (CCleaner es una alternativa gratis y rápida) si por el contrario quieres escoger un programa pago para asegurar una respuesta por los daños, puedes decantarte por Revo Uninstaller Pro.